Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información | Y más

14 de mayo de 2012

Cómo detectar al que te va a traicionar

La gente suele ser hábil para ocultar su hostilidad, pero a menudo, el que te va a traicionar emite señales inconscientes que indican que nada es lo que parece.

Cómo detectar al que te va a traicionar
Uno de los más próximos amigos y asesores del líder del Partido Comunista Chino Mao Tse Tung era Lin Biao, miembro de alto rango del politburó y posible sucesor del presidente. A fines de la década de 1960 y principios de la de 1970, sin embargo, Mao detectó un cambio en Lin: se había vuelto efusivamente amistoso.

Todos elogiaban a Mao, pero las loas de Lin eran embarazosamente fervientes. Para Mao eso significó que algo marchaba mal. Vigiló muy de cerca a Lin y decidió que éste tramaba tomar el poder, o al menos colocarse en posición de llegar a la cima.

Y tenía razón: Lin intrigaba diligentemente para traicionar. La cuestión no es desconfiar de todos los gestos amistosos, sino notarlos. Registra todo cambio en la temperatura emocional: sociabilidad inusual, un nuevo deseo de intercambiar confidencias, excesivos elogios de terceros, el deseo de una alianza que podría tener más sentido para la otra persona que para ti.

Confía en tu intuición: si la conducta de alguien te parece sospechosa, probablemente lo sea. Podría resultar ser benigna, pero entre tanto es mejor estar en guardia.

Fuente: Las 33 Estrategias de la Guerra, de Robert Greene

Para saber más:


Mao Tse Tung
http://www.elartedelaestrategia.com/mao_tse_tung.html

7 comentarios:

  1. En cualquier momento salta la liebre. Lo malo es saber por qué hueco va a salir.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por eso es conveniente fijarse en los detalles

      Saludos, Cayetano

      Eliminar
  2. Hay que fijarse en detalles mínimos.
    Hace unos años trabajaba en la industria farmacéutica y me paso algo similar a lo de MAO...aunque no lo detecte.

    Saludos Carolus

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Entonces, Doc, aun escocerá la puñalada. Se eso se aprende.

      Saludos, Manuel

      Eliminar
    2. Yo añadiría que a los amigos hay que tenerlos cerca, pero que a los enemigos más cerca aún.
      Sorpresas te da la vida, la persona mas isospechada puede hacerte un "jaque mate" y sin compasión.

      Suerte amigos. Anil

      Eliminar
  3. Anil, al enemigo lo tienes "fichado", pero el que te va a traicionar será el amigo. Y este conoce tus puntos débiles, dónde clavar el puñal. No hay que bajar la guardia, pero sin acabar paranoico. Mao lo explica muy bien.

    Saludos

    ResponderEliminar