5 de julio de 2014

¿Cómo entender los lapsus del lenguaje corporal?

Los lapsus del comportamiento en el lenguaje corporal, ¿cómo descifrarlos para seducir? Cuando hablamos del lenguaje corporal o de lapsus corporales de comportamiento, sabemos que tu cuerpo traiciona casi todas tus emociones. 


Los lapsus del cuerpo, también llamados "lapsus de conducta" son señales que se "escapan" del cuerpo, en el sentido de que son actos, gestos o posturas que satisfacen de forma inconsciente una cierta espontaneidad. 

¿Cómo entender los lapsus del lenguaje corporal?
¿Cómo entender los lapsus del lenguaje corporal?
Aunque es posible controlar las acciones o emociones, no siempre es fácil manejar todas las situaciones sin tener ningún gesto descuidado, que es lo que se llama un lapsus corporal. En la seducción, estos lapsos de conducta tienen una importancia evidente cuando uno se quiere acercar a la otra persona.

Lapsus recurrentes y reveladores 


Existen todo tipo de lapsus corporales. Un estudio de psicología social en el año 1991 mostró que el impacto de un mensaje depende en 60% del cuerpo, el 33% de la voz de la persona y sólo el 7% de su discurso. Por lo tanto, está claro que el cuerpo tiene una gran importancia, cualquiera que sea la situación.

Durante un debate o en el juego de la seducción ocurre lo mismo. Son ejemplos de lapsus recurrentes: en las mujeres, pasarse la mano por el cabello (signo de interés), o arreglarse la corbata para los hombres (ansiedad, en este caso).

La cara y las cejas son un buen indicador para detectar el estado psicológico de una persona: levantar las cejas en caso de duda (con la cara vuelta supone un cierto desprecio), levantar una sola ceja para un interrogatorio o para mostrar asombro y levantar las cejas con el ceño fruncido delata incomprensión.

La boca, vector de lapsus corporales 


Además de las cejas, la boca es otra área reveladora. Alguien que sonríe beatíficamente ...

CONTINUA EN:

2 comentarios:

  1. Esos lapsus los he notado alguna vez en cierta persona que se le ilumina el semblante ante una desgracia ajena mientras por la boca lo lamenta.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿No será la "vieja del visillo"? También conozco personas cuyo discurso no coincide con sus gestos, es bueno pillarlos.

      Un saludo

      Eliminar