Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información | Y más

9 de enero de 2012

10 principios para decidir con eficacia

Decidir no es fácil. 
Por definición la toma de una decisión implica a su vez una renuncia y siempre conlleva la posibilidad del error. 
10 principios para decidir con eficacia
Alicia y el gato
Ese riesgo puede conducirnos a la trampa de la indecisión. Trampa porque, paradójicamente, no se puede no tomar decisiones. El hecho de hacerlo es en sí una decisión con la que entregamos el control de nuestro futuro a los demás y/o a las circunstancias de nuestro entorno.

Como sucede con cualquier otra actividad, a decidir también se aprende. El proceso de toma de decisiones (tanto en el ámbito profesional como en el estrictamente personal) puede venir facilitado cuando se interioriza una serie de principios básicos que resumo a continuación:

Principio de decisión 1. 
Preocúpate por decidir bien más que por acertar 
Decidir bien no es lo mismo que acertar. Uno puede errar habiendo tomado la decisión correcta y recíprocamente acertar habiendo adoptado una decisión errónea.

Principio de decisión 2. 
Identifica tus objetivos
No seas Alicia:
El Gato se limitó a sonreír al ver a Alicia. Parece bueno, pensó Alicia; sin embargo, tiene uñas muy largas, y muchísimos dientes, así que comprendió que debía tratarlo con respeto.
- Gatito, gatito, dijo, un poco tímidamente, ya que no sabía si le gustaba que le llamasen así; pero al Gato se le ensanchó la sonrisa. Ante esto, Alicia pensó:"Vaya, de momento parece complacido", y prosiguió: - ¿te importaría decirme, por favor, qué camino debo tomar desde aquí?
- Eso depende en gran medida de...
CONTINUA EN:

1 comentario:

  1. Hola Carolus:
    Medito mis decisiones, pero como decía Confucio (creo que era él) no se debe meditar, sino lo necesario.

    Es complicada esta última parte, me refiero al tiempo de meditar.
    Intento no arrepentirme de mis decisiones. A veces, cuando sale mal, prefiero decir que no tenía que darse, pero es quizás una falta de objetivo, así como el camino de Alicia.

    Como siempre interesante.
    Saludos

    ResponderEliminar