Mostrando entradas con la etiqueta mentir. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta mentir. Mostrar todas las entradas

Cómo saber si un político está mintiendo

Hay una vieja broma que pregunta: ¿cómo saber si un político miente? La respuesta es: miente si mueve sus labios. 


En medio de una campaña electoral una respuesta más científica a esta pregunta vital puede ser proporcionada por una investigación de psicología publicada recientemente sobre la mentira en la población del Reino Unido.


El análisis fue realizado sobre una encuesta a 2.980 adultos británicos. La encuesta encontró que los hombres engañan más que las mujeres, las personas mienten más a sus madres que a sus parejas y que la mayoría de las personas creen que existe algo como una mentira aceptable. 

Cómo saber si un político está mintiendo


En este estudio sobre la prevalencia de la mentira se encontró que hay un grupo distinto en la población general, que dice cinco o más mentiras por día y que este tipo de mentirosos constituyen el 9,7% de la población del Reino Unido. Para más del 90 % del resto de la población, la mentira es una actividad relativamente poco frecuente. Los sujetos británicos reportaron un promedio de poco menos de dos "mentiras sin importancia" por día, y un promedio de poco menos de la mitad de un “gran mentira” por día. Aunque por lo general poco frecuente, la mentira sigue siendo más frecuente en el Reino Unido que en los Estados Unidos. Los adultos del Reino Unido tienden a considerar como lo peor el engañar a un ser querido: mentir sobre el amor, mentir a la pareja sobre con quién y dónde has estado son las más frecuentemente citadas “grandes” mentiras. 

Hay un acuerdo general entre los mentirosos habituales y cotidianos con respecto a 


La única ocasión en que debes mentir a tu pareja (y más te vale hacerlo)

Si en algo coinciden todos los psicólogos es en que la sinceridad es un pilar básico de las relaciones de pareja.


La honestidad es la base del amor: si se pierde ésta surgen las medias verdades, los secretos y, tarde o temprano, las sospechas. Es imposible que una relación dure en el tiempo si no hay confianza entre ambas partes. Ahora bien: la sinceridad extrema también puede traer problemas.


Si en algo coinciden todos los psicólogos es en que la sinceridad es un pilar básico de las relaciones de pareja. La honestidad es la base del amor: si se pierde ésta surgen las medias verdades, los secretos y, tarde o temprano, las sospechas. Es imposible que una relación dure en el tiempo si no hay confianza entre ambas partes. Ahora bien: la sinceridad extrema también puede traer problemas.

La única ocasión en que debes mentir a tu pareja (y más te vale hacerlo)
La única ocasión en que debes mentir a tu pareja (y más te vale hacerlo)
Marianne Dainton, profesora de la Universidad de La Salle en Filadelfia, ha realizado docenas de estudios sobre la comunicación en las relaciones de pareja y, como explicó en un revelador artículo en 'The Wall Street Journal', las parejas más sinceras son, normalmente, las menos felices. Hay mentiras en las que, nos guste o no, tenemos que incurrir de vez en cuando: todas aquellas que se realizan con la intención de proteger a la persona a la que queremos, o a nosotros mismos, de una situación desfavorable para ambos que aparecería si dijéramos la verdad.

Un estudio publicado recientemente en la revista 'Proceedings of the Royal Society B' apuntala esta idea: engañar a alguien de buena fe con la intención de evitar que se ofenda es una estrategia positiva para la salud de cualquier relación.

La sinceridad puede ser un atributo positivo, pero la gente que se pasa de honesta resulta muy incómoda: a nadie le gusta que le digan lo gordo que está o lo mal que le siente su nuevo peinado. Y, desde luego, es el tipo de información que bajo ningún 
concepto debes compartir con tu pareja. Pero la línea que separa las mentiras piadosas de las malintencionadas no siempre es clara, así que antes de pensar que tenemos barra libre para contar trolas es mejor tener un par de cosas claras.

¿Sobre qué cosas podemos mentir?


Sobre todo aquello que pueda molestar a nuestra pareja y no está en nuestras manos. Hay numerosos ejemplos. Como explicó el psicólogo Esteban Cañamares, normalmente basta con que nos fiemos del sentido común: "Las cosas de estética son ejemplos típicos. Si nuestra pareja nos pregunta si sus pechos son los más bonitos que hemos visto nunca, aunque los de nuestra primera novia fueran mejores, es preferible contestar con un sí. Si la intuición te dice 'cállate', lo mejor es hacerla caso".

Hay otras ocasiones en las que una mentira puede ser positiva, SIGUE LEYENDO...



Detectar la mentira de una forma sencilla

Una forma muy simple de identificar mentiras y que te puede ayudar a detectar el engaño es la tendencia de los mentirosos de devolver la pelota.


En vez de responder con franqueza y directamente a tus preguntas, las personas renuentes a decir la verdad tienden a completar su conversación con una pregunta, como si esta pregunta te fuera a desestabilizar o a hacerte cuestionar su credibilidad. Este método es muy común en el truco de mentir reflejando la pregunta.

Detectar la mentira de una forma sencilla

Detectar la mentira de una forma sencilla 

Esta forma de actuar permite al mentiroso minimizar su propia participación en el dialogo intentando dirigir la culpabilidad hacia la persona que le acusa.


Las contestaciones del mentiroso rara vez aparecen relacionadas con el contexto de la conversación: surgen de la nada y son como unos salvavidas para refutar tu autoridad.

La capacidad de detectar el engaño no es sólo una herramienta para reforzar tu legitimidad en cualquier conflicto. También es eficaz para desenmascarar a las personalidades tóxicas, aumentar la confianza en ti mismo y permitirte una mejor adaptación a tu entorno. Al conocer la forma de detectar el engaño, te proteges y te permites actuar con calma, lo que te libera de ser presa de la manipulación.

¿Y tú, cómo haces para desenmascarar una mentira? No dudes en contar tus experiencias a través de los comentarios o en facebook.

Te puede interesar

Los 10 secretos de los mentirosos eficaces
Detectar un mentiroso porque su historia es demasiado detallada para ser verdad

El Arte de la Estrategia


Los 10 secretos de los mentirosos eficaces

Cómo hacen para mentir y salirse con la suya, conoce los secretos de los mejores mentirosos


Los seres humanos tienen una habilidad innata para la falta de honradez y para la mentira. Y por buena razón: ser capaz de manipular las expectativas de los que nos rodean es un rasgo de supervivencia clave para los animales sociales como nosotros. 

Los 10 secretos de los mentirosos eficaces
Los 10 secretos de los mentirosos eficaces
De hecho, un estudio realizado en 1999 por el psicólogo Robert Feldman de la Universidad de Massachusetts mostró que los niños más populares eran también los mentirosos más eficaces. El hecho de que nuestra capacidad sea innata, no significa que no se puede mejorar con la práctica y habilidad. Aquí hay diez técnicas que los mentirosos de primera categoría utilizan para maximizar su eficacia. (Por cierto, esta información se ofrece como una manera de ayudar a detectar el engaño en los demás, no para practicar usted mismo.)

Secreto de mentiroso nº 1: Tener una razón 


"Las cárceles están llenas de malos mentirosos", dice el psicólogo Charles Ford, autor del libro "¡Mentiras! ¡Mentiras!"¿Cuál es la gran diferencia? Básicamente, dice Ford, el truco es mentir lo menos posible, sólo cuando realmente tienes algo que ganar. "Los mentirosos patológicos no pueden dejar de mentir, por lo que van a contar una gran cantidad de pequeñas mentiras y terminarán quedando atrapados", dice Ford. Sin embargo, los mentirosos verdaderamente expertos, van a ahorrar sus municiones y no se molestan en mentir a menos que vayan a conseguir que algo que realmente quieren.

Secreto de mentiroso nº 2: Crear una base 


No esperes a estar bajo la lámpara de interrogatorios para comenzar a crear tu historia. Un estudio realizado en 1990 por el psicólogo Bill Flanagan mostró que los mentirosos que habían trabajado de antemano en los detalles de sus historias tenían significativamente más éxito que los que no lo habían hecho. Como en todo, la práctica hace al maestro. "Es más fácil atrapar a alguien en una mentira la primera vez que lo intenta", dice la psicóloga Dr. Cynthia Cohen

Secreto de mentiroso nº 3: Decir la verdad, engañosamente 


Las mentiras más difíciles de descubrir son las en realidad que no son mentiras. Estás diciendo la verdad, pero...

CONTINUA EN:

3 situaciones en las que está bien mentir y no sentirte culpable

Seamos sinceros, mentir no es realmente un gran hábito y causa problemas. Daña nuestra autoestima e integridad. Duele a otras personas. Rompe las relaciones enlaces y desintegra la confianza. En los peores escenarios nos puede meter en un montón de problemas, incluso con la ley. Sin duda, la mentira compulsiva nos expone a problemas internos más profundos que se deben abordar. 

3 situaciones en las que está bien mentir y no sentirte culpable
3 situaciones en las que está bien mentir y no sentirte culpable

Pero los absolutos rara vez se sostienen en la vida. Incluso la mentira tiene su lugar en nuestra sociedad. Hay ciertas situaciones en las que en realidad puede ser mejor mentir que decir la verdad.


Instinto de supervivencia 


No hace falta decirlo, pero si estás bajo una amenaza seria, debes ofrecer cualquier mentira creíble que te pueda ayudar. Aunque muchos de nosotros estamos programados para no mentir, cuando nos enfrentamos a un peligro real, no se nos ocurre otra cosa que mentir. Si te sientes amenazado por algo, piensa si lo que podrías decir sería la mejor manera de salir de la situación de inseguridad, y en ese caso, dilo.

Si puedes escapar del peligro por decirle a una persona sospechosa que llama a tu puerta que no estás solo en casa o convenciendo a aspirante a violador de que tienes una ETS, entonces hazlo por todos los medios.

Protección Personal 


No solo necesitamos protección por la amenaza de daño corporal inmanente. A veces tenemos que protegernos de nosotros mismos,...

CONTINUA EN:

7 consejos para mentir sin ser descubierto

Mentir no es una mala cosa, a menos que, por supuesto, seas sorprendido. Hasta que nadie te atrape, la mentira sólo te hace el bien a ti


Sé realista, ninguno de nosotros somos santos. Todos encontramos refugio en la mentira cuando nos encontramos atrapados en situaciones difíciles. Cuando se trata de mentir, no puede haber una gran cantidad de ideas. Pero cuando se trata de cómo mentir sin ser descubierto, sólo hay un par de maneras.

7 consejos para mentir sin ser descubierto
7 consejos para mentir sin ser descubierto
Te voy a mostrar cómo se puede utilizar la mentira como ventaja al no ser atrapado. Pero una cosa es segura. No hagas que mentir se convierta en un hábito. Asimismo, no mientas cuando se trate de una situación grave, donde la verdad deba ser conocida. Estas son ideas para probar con los amigos en situaciones cotidianas.

1. Inventa una historia convincente 


No inventes una historia que suene muy falsa. Ponte en el lugar de la persona que la escucha para ver si crees que suena a mentira. Si no, hay una gran posibilidad de que la persona de enfrente tampoco lo hará.

2. Asegúrate de que tu historia es simple 


También, cuando estés relatando una historia convincente, trata en la medida de lo posible de mantener un esquema simple. Evita una mentira que pueda conducir a otras mentiras. Una mentira complicada sólo aumentará la posibilidad de que te quedes atrapado.

3. Haz...


CONTINUA EN:

¿Por qué los hombres mienten a las mujeres?

Se necesitan varios años para construir confianza en una relación, y casi ningún minuto para destruirla. Todas las mujeres piensan que son apoyo y comprensión, sin embargo, sus hombres les mienten, y algunos incluso las engañan. ¿Sabes por qué? Vamos a averiguar por qué los hombres mienten a las mujeres. 


Antes de empezar, quiero dejar claro que a pesar de que soy una mujer, soy muy consciente de los mecanismos retorcidos de la mente de un hombre. Crecí con niños, y por eso, es algo natural para mí. Quiero hacer que las mujeres se den cuenta de que si bien mentir a una mujer puede ser malo para un hombre, tiene sus razones masculinas primarias para ello.

¿Por qué los hombres mienten a las mujeres?
¿Por qué los hombres mienten a las mujeres?
Si eres una mujer, trata de darte cuenta de que todas las pequeñas mentiras dichas por tu esposo / novio, no las dice con la intención de hacerte daño. Trata de apreciar el hecho de que él lo hace todo para que tú seas feliz. Trata de ignorar sus pequeñas mentiras, en lugar de romperte la cabeza sobre por qué lo hizo. Una vez que entiendas esto, puedes evitar las mentiras ocasionales.

Aquí verás algunas de las mentiras absurdas de los hombres:

Caso Uno 

Una mujer pregunta:

Pregunta: "¿Qué estás pensando?"

Respuesta: "Nada"

Pregunta: "En serio, ¿qué estás pensando?"

Respuesta (eso es mentira): "Hmmm... ¡Estoy pensando en ti!"

Esa es una mentira muy común que los hombres dicen a las mujeres. Estudios recientes han demostrado que, de hecho, hay momentos en que los hombres no piensan en nada. Como este fenómeno no se produce para las mujeres, cuando un hombre dice en realidad "nada" no nos lo creemos. Es por eso que siempre improvisan algo.

Caso dos 

Una mujer pregunta:

Pregunta (en el teléfono): "¿Qué estás haciendo?"

Respuesta: ". Ummm... nada, simplemente pasando el rato con los amigos"

Ahora, si él está mintiendo, apenas hay manera de saber en que, a menos que le estés espiando. De cualquier manera, si realmente quieres que te diga exactamente dónde está y lo que está haciendo, es probable que le estés pidiendo demasiado. Seamos realistas, los hombres son los protectores y están diseñados para eso. Más aún, la relación y el trato con las mujeres es bastante estresante para la mayoría de los hombres. Por lo tanto, si lo que él quiere es que lo dejen libre y hacer "nada" con sus amigos, que lo haga. Si le das espacio cuando lo necesita, incluso puede comenzar a abrirse hacia ti.

Caso tres 

Una mujer pregunta:

Pregunta (en el teléfono): "¿Podemos hablar ahora?"

Respuesta: "Ummm... ahora mismo estoy un poco ocupado."

Pregunta: "¿Cuándo vas a estar libre?"

Respuesta: "Ummm... ¡en cuanto esté libre, te llamo!"

Ahora bien, esto no es siempre una mentira. Sin embargo, si no te vuelve a llamar en tres días, es posible que él esté jugando para que tú anheles su llamada. En caso de que él no te llame durante más de 4 ó 5 días, probablemente no está loco por ti. Ahora bien, tu preguntarías, "¿por qué tenía que decir que me va a llamar?" Bueno, la respuesta a eso es que la mayoría de los hombres están acostumbrados a poner fin a la conversación de esa manera. Más aún, es probable que no quisiera herir tus sentimientos o parecer grosero. Por lo tanto, te dio una respuesta "segura" en el vocabulario del hombre. Por lo tanto, si ...

CONTINUA EN:

¿Por qué mentimos?


"Una verdad sin interés puede ser eclipsada por una falsedad emocionante". Es una frase del escritor británico Aldous Leonard Huxley que puede sintetizar una realidad palpable en cualquier sociedad: los engaños que nos suelen acompañar en nuestra vida pública y privada.


¿Por qué mentimos?
¿Por qué mentimos?
Desde hace unos días, la actualidad deportiva ha puesto en el podio de mentirosos al ciclista Lance Armstrong, que finalmente acabó confesando que se dopó, después de sostener lo contrario durante más de diez años 

En una entrevista exclusiva realizada por la popular Oprah Winfrey, el deportista acabó confesando su gran mentira y puso en manos de la opinión pública la redención de su pecado. Arsmtrong es el último caso de una lista de personajes públicos que se han visto obligados a confesar una mentira. Muchos de ellos son deportistas, pero también hay casos más sensibles, como el de la barcelonesa Alicia Esteve, que se inventó ser una superviviente de los trágicos atentados del 11-S, o el de Enric Marco, que fingió ser un preso del nazismo. ¿Qué lleva a alguien a inventarse una mentira de este calibre? ¿Podemos aguantar el sentimiento de culpa? ¿Qué es lo que nos lleva a confesar? ¿Se puede perdonar y volver a confiar en un mentiroso?

¿Por qué mentimos?
¿Por qué mentimos?


Clases de mentirosos 

Mentir es un acto consciente, aunque no todo el mundo es capaz de hacerlo, según señala el catedrático de psicobiología José María Martínez Selva. En su libro La gran mentira, Selva describe dos tipos de mentirosos: el fabulador y el sinvergüenza. “El fabulador es alguien acostumbrado a contar mentiras a lo grande y en todos los ámbitos; se reinventa aunque lo hayan descubierto antes, mientras que el sinvergüenza es aquél que lo que intenta es lograr una ventaja para llegar a alcanzar un objetivo que no puede conseguir o que no tiene la seguridad para lograrlo”, explica el autor. A juzgar por esta definición, y con algunos matices, deportistas como Arsmtrong o la atleta Marion Jones, que también confesó que se había dopado, estarían englobados en esta segunda definición.

CONTINUA EN:

Le puede interesar:

Mentir te daña la salud

Mentir afecta negativamente a la salud física y mental

Dolor de cabeza, problemas de garganta, estrés y tristeza.


Mentir te daña la salud
Mentir te daña la salud

Estos son los efectos para la salud, tanto física como mental, de no decir la verdad, según concluye un estudio dirigido por la profesora de Psicología de la Universidad de Notre Dame (Indiana) Anita Kelly.

La honestidad no solo es sinónimo de buenos valores, sino de una buena salud: “Decir la verdad mejora la calidad de las relaciones personales y estas, a su vez, mejoran la calidad de vida”, como ya se había demostrado en otros estudios psicológicos, según explicaba la investigadora durante la presentación de los resultados en el congreso anual de la American Psychology Association.

Las mentiras están relacionadas con la segregación de las hormonas causantes del estrés, el aumento de la frecuencia cardíaca y la presión arterial. Unos procesos que reducen los anticuerpos para combatir las infecciones en sangre y que, si se prolongan en el tiempo, acaban causando desde dolores de espalda y cabeza, hasta problemas menstruales e incluso infertilidad. La tensión está detrás de estos problemas de salud que la profesora de Comportamiento Organizacional en la Universidad de Chicago Linda Stroh explica porque “uno pasa mucho tiempo planeando la mentira y luego manteniéndola. Si no imagínese que...

CONTINUA EN:

Mentir: un hábito muy frecuente


Mentir es un hábito mucho más frecuente de lo que los psicólogos sospechaban. 


La mayoría de las personas mienten durante una conversación, especialmente cuando intentan aparentar ser agradables o competentes. 


Mentir: un hábito muy frecuente
Mentir: un hábito muy frecuente
A esta sorprendente conclusión ha llegado un equipo de investigadores de la Universidad de Massachusetts encabezado por el psicólogo Robert Feldman. En el estudio, publicado en la revista Basic and Applied Social Psychology, se señala que el 60 por 100 la gente miente al menos una vez durante una conversación de 10 minutos, aunque por lo general suele hacerlo hasta tres veces. Según Feldman, "decimos un número considerable de mentiras". 

Los resultados de la investigación han sido realmente sorprendentes. Nadie en el equipo pensaba que mentir fuera un hábito tan común en nuestro día a día". Feldman también ha descubierto que...

CONTINUA EN:

Pensamientos de los sabios sobre la mentira


El tratado Disciplina clericalis es una de las colecciones de relatos moralizantes medievales mas importantes. Los relatos están diseñados para entretener, instruir y orientar la vida.


Mentirosa
Mentirosa
Un filósofo advirtió a su hijo: "Cuídate de la mentira, pues es más dulce que la carne de los pájaros". Otro: "Ya que es fácil decir una mentira, porqué parece difícil decir la verdad?". Otro filósofo: "Si temes decir alguna cosa de la cual te arrepentirás, más vale decir no que sí". Otro: "Cuida que la vergüenza de rechazar no te conduzca a la necesidad de mentir; pues es más honesto Rechazar alguna cosa que provocar largas demoras". Otro: Sumar una demora a otra demora es, en nuestra época, una astucia para rechazar al que demanda". Otro filósofo: " Si se puede ser salvado por una mentira, mucho más se será salvado por la verdad". 

Un acusado fue conducido ante el tribunal del rey, negando la acusación recibida; finalmente, fue convencido de la mentira. Entonces el rey: " Tú serás castigado dos veces: una por haber cometido el crimen, y la otra por haberlo negado". Otro, acusado de la misma manera, no negó haber cometido el crimen. Y aquellos que estaban al lado del rey le dijeron de castigar el crimen admitido. "No, dijo el rey, porque un filósofo ha dicho: Contra aquel que admite su falta, la razón quiere que no sea condenado". Y así, liberado por el rey, el acusado se fue. Sócrates " 

Sabios
Sabios
De la misma manera que el mentiroso no tiene amigos en el entorno de un príncipe, él deberá ser excluido del reino de los cielos". Un filósofo dijo a su hijo: "Di que es un mentiroso aquel que pretende que el mal debe ser vencido por el mal, pues de la misma manera que el fuego no mata al fuego, el mal no cede ante el mal. De la misma manera que el agua apaga al fuego, es por el bien que se destruye el mal". Otro: "No devuelvas el mal, para no ser semejante al mal, pero devuelve el bien, para ser mejor que el mal".  Otro filósofo: "No te fíes del malo para escapar de un nuevo peligro si has evitado uno anterior, pues no te ayudará para evitar uno parecido". 

Un habitante de Arabia dijo a su hijo: Si ves un hombre deshecho por sus desgracias, no te metas, pues será sobre el que desató al ahorcado que éste caerá".


Fuente:
Disciplina Clericalis, Pedro Alfonso de Huesca (1062 -1140)

MAS SOBRE LA MENTIRA EN:

Nefasta estrategia de abusar del engaño



Lobo
Apacentando un joven su ganado,
Gritó desde la cima de un collado:
«¡Favor! que viene el lobo, labradores.»
Éstos, abandonando sus labores,
Acuden prontamente,
Y hallan que es una chanza solamente.
Vuelve a clamar, y temen la desgracia;
Segunda vez los burla. ¡Linda gracia!
Pero ¿qué sucedió la vez tercera?
Que vino en realidad la hambrienta fiera.
Entonces el Zagal se desgañita,
Y por más que patea, llora y grita,
No se mueve la gente escarmentada,
Y el lobo le devora la manada.

¡Cuántas veces resulta de un engaño,
Contra el engañador el mayor daño!

Félix María Samaniego, (1745-1801)

Los secretos de los estafadores

Conocer las 7 técnicas psicológicas más usuales de los estafadores te puede ayudar a no ser la próxima víctima de una estafa.


Los secretos de los estafadores

Estos estafadores son hábiles e intuitivos seductores natos que saben aprovechar las vulnerabilidades más usuales para lograr sus objetivos.

3. SEGUIR AL REBAÑO
El efecto de imitación que tiene mucha gente, hace que funcione como una masa o un rebaño. Hacen lo mismo que ven hacer a otros. La gente funciona muchas veces como un rebaño, cree lo que creen otros, hace lo que hacen otros. Salomon Asch, realizó un estudio clásico sobre la conformidad en los años 50. Los resultados mostraban que la gente “es capaz de negar la evidencia aún viéndola para encajar con los demás”. Usar cómplices “o ganchos” que simulan comprar algo es otra técnica que usan los estafadores.

En Internet puedes encontrar reclamos de estafadores que te animan a hacer algo que muchos ya han logrado (según ellos). Incluso ponen testimonios de gente que dice haber “confiado” en un determinado producto y estar encantada Antes de gastar tu dinero investiga qué compras y a quien.

4. FALTA DE HONRADEZ
Los estafadores juegan con el miedo de la gente. En general mucha gente es honrada, pero en condiciones especiales pueden hacer cosas no tan honradas si creen que le beneficia. Por ejemplo, las “reventas” de entradas de futbol o conciertos suelen estar prohibidas. Hay gente que es capaz de pagar mucho dinero por una entrada, y hay estafadores que son capaces de vender “entradas falsas”, porque una vez intentes acceder al estadio y…

CONTINUA EN:

Las 14 claves para descubrir a un mentiroso

Mentiroso
Mentiroso

Durante todo un día nos encontramos con muchos mentirosos

¿Cuantos sabrías detectar? ¿Sabes distinguir cuando te dicen una mentira?


1. Las personas que dicen la verdad se “ponen de frente” sin dudar. El mentiroso tiende a evitar la alineación frontal directa, y usualmente se sentará con sus brazos y piernas cruzados, como si estuviese congelado”, dice John Buckley, experto en interrogatorios y entrenador de policías.

2. Para distanciarse psicológicamente del “cuento chino”, el mentiroso usará con frecuencia pronombres imprecisos como “ustedes”, “nosotros” y “ellos”.

3. Cuando las personas dicen la verdad, usualmente hacen gestos con las manos que enfatizan y coinciden el ritmo de su discurso, una condición natural cuando estamos convencidos de lo que estamos diciendo. Las personas poco sinceras controlarán mucho más sus manos.

4. El mentiroso más experimentado no sudará ni una gota, pero el resto de nosotros tendemos a ponernos nerviosos al mentir. En ese caso, nuestros ojos pueden moverse mucho, tener un tono de voz más agudo que de costumbre, enrojecernos o respirar más profundamente.

5. La técnica Reid de interrogatorios: esta técnica es un interrogatorio en nueve fases utilizada a nivel mundial para descubrir mentirosos. El objetivo es “llevar” al mentiroso hasta un punto en el que no le queda opción más que aceptar su culpabilidad.


También le puede interesar:


INTERROGAR SEGÚN EL METODO REID:

Corea del Sur, el pecado de la mentira y chimpancés

Hace unos cinco años, salió a la venta en Corea del Sur un aparatito muy curioso. Era como un teléfono móvil, pero servía para detectar mentiras. Su funcionamiento consistía en que notaba ciertas vacilaciones en la voz fuera de la percepción normal que delataban al mentiroso

Chimpancés, simios, mentira
Cada vez que reconocía una mentira pitaba. También funcionaba aplicado a cualquier teléfono. ¿Lo conocía usted? Lo dudo, porque fue un fracaso y casi ya no se comercializa.

Parecía que iba ser un gran éxito. Imagine sus aplicaciones: un político hablando ante una muchedumbre (o por TV) y cientos de miles de estos aparatos pitando sin parar, la mujer (o el marido) que descubren los trapos sucios de su pareja; y así, una lista interminable. ¿Se lo imagina? Lo que parecería que iba a erradicar para siempre un pecado, convirtiendo nuestra vida en un infierno.

Tal vez la mentira no sea tan mala, es el pegamento que mantiene unida a la sociedad. No podemos ni queremos ni sabemos vivir sin ella. Es triste, pero es así.

Por cierto, lo chimpancés y otros simios también mienten. Tiemblo por el día en que mi PC me mienta de forma deliberada. Denotará inteligencia.

MIENTO, LUEGO PIENSO.

Otro corolario: quizás lo que nos venden como pecados son necesarios en sociedad, siempre que no abusemos. Medite sobre ello... y se asustará.