29 de marzo de 2017

El secreto para ahorrar dinero

El secreto para ahorrar dinero no es una cuestión de matemáticas. Es cuestión de sentir una viva urgencia. Sólo ahorrarás si es una prioridad emocional.



No vas a ahorrar dinero cuando consigas que el próximo aumento de sueldo.
No vas a ahorrar dinero pagando un coche a plazos.
No vas a ahorrar dinero cuando críes a tus hijos.
Sólo ahorrarás dinero cuando se convierta en una prioridad emocional.

El secreto para ahorrar dinero
El secreto para ahorrar dinero
Todo lo que sabemos que tenemos que ahorrar, pero la mayoría de la gente no ahorramos como si supiéramos todo lo que deberíamos ahorrar. ¿Por qué? Debido a que hay objetivos opuestos. El objetivo de ahorrar no es una prioridad suficientemente alta como para retrasar la compra de esa pizza, ese reproductor de DVD, un equipo nuevo de música o el último capricho que se nos ocurra. Así que compra, compra, y consumirás todos tus dineros, o peor aún, te endeudarás para comprar estas cosas que ¿necesitas?

Esta deuda se convierte en pagos mensuales que te controlan y te hacen decir cosas como: “¡No hago lo suficiente para ahorrar dinero!” ¡Mal, mal, mal! Haces lo suficiente para ahorrar dinero; pero simplemente no estás dispuesto a dejarte perder estos nuestros pequeños proyectos o placeres. No importa lo que hagas, siempre se puede ahorrar dinero. Sólo tiene que convertirse en una prioridad lo suficientemente grande para ti.


Hacer el ahorro como primera prioridad 


Si un médico te dijera que tu hijo se está muriendo y sólo podría ser salvado con una operación de 15.000 euros que tu seguro no cubre y sólo podía ser realizado SIGUE LEYENDO...




5 comentarios:

  1. Es una cuestión de principios, de hábitos, de forma de entender la vida... Si no logras tú capitalizar un dinero, tendrás que pedirlo. Y te sangrarán por ello.
    Un saludo, Carlos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los intereses que da el dinero funciona ne ambos sentidos: tanto para el ahorro (a tu favor) como para la deuda (en tu contra) y con el matiz de que los de la deuda son mas altos. Curiosamente, mucha gente elige la deuda.

      Un saludo, Cayetano.

      Eliminar
  2. Es una cuestión de hábitos Carlos. Pewro muchos no tienen ese hábito...El dinero fácil que ofrecieron y ofrecen algunos bancos hacen que sea muy apeticiple pedirlo prestado.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De hábito que se adquieren por medio de la educación. Es curioso que no haya educación para ese hábito, pero si manipulación para gasto descontrolado. ¡Vamos a por la siguiente crisis!

      Saludos

      Eliminar
  3. Es cuestión de querer ahorrar. Para eso uno tiene que comprender por que ahorramos. Si uno piensa qun toda la vida podrá ganarse la vida bien o echar mano de aquí o allá entonces no se siente motivado para ahorrar. Para que?

    Ahorramos porque tenemos miedo. Miedo de lo que nos pueda pasar en el futuro. Ahorramos para tener un colchón sobre el que caer cen caso de accidente o para evitar una vejez de perros.

    Si no tenemos miedo, no ahorrarenos.

    ResponderEliminar