Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información | Y más

22 de diciembre de 2012

Cómo se termina con la amistad


Poder, dinero o amor; cualquiera de las tres, separadas o juntas, es causa habitual de finalización de una relación de amistad. A veces, las personas buscan metas de éxito en la vida que rompen la confianza que otro había depositado en ellas. 


Eso le ocurrió a Ismael, quien vio cómo una estrecha relación empezó a deteriorarse cuando su amigo compitió con él por el puesto de director de la empresa para la que trabajaban. 

Cómo se termina con la amistad
Cómo se termina con la amistad
Compañeros de departamento durante seis años, Ismael y el que fuera su amigo habían compartido penas y alegrías, viajado juntos y disfrutado de encuentros familiares. Los dos querían ser directores, “algo muy jugoso”, pero su amigo no lo reconoció. Cuando finalmente consiguió el puesto no volvieron a hablarse, ya que Ismael se sintió engañado: “Estuve mucho tiempo preguntándome si nuestra amistad significaba lo mismo para los dos”. Asume que quizás debiera haberse alegrado por la otra persona pero, en aquel momento, le dolió más el orgullo.

Para Juan José García Norro, profesor de filosofía de la Universidad Complutense de Madrid, estas situaciones son frecuentes, toda vez que la verdadera amistad se pone a prueba en la dicha y victoria de un amigo, y no en la desgracia y la derrota, ya que “la conmiseración nos proporciona la apariencia de estar por encima, mientras que creemos que la admiración y el reconocimiento del triunfo ajeno nos rebajan”. Así ocurrió en el caso de Ismael, ya que en el momento en que aparecieron diferentes cotas de poder, ambos dejaron de reconocerse. Siguiendo la filosofía clásica occidental, ser buen amigo significa ser persona de bien. Cicerón subrayaba que la fuente de la amistad es la semejanza y que la simpatía mutua se produce entre hombres buenos: “ En efecto, no solo ciega la fortuna, sino que muchas veces vuelve ciegos a los que la abrazan”.

Cuando el dinero puede a la amistad 


Si la jerarquía riñe con la amistad, la codicia y el egoísmo la hacen casi imposible. Miguel, echaba la quiniela todos los sábados por la mañana con otro amigo. Pero ...

CONTINUA EN:

6 comentarios:

  1. Las relaciones más sólidas se tambalean cuando hay dinero o faldas de por medio. Incluso hay familias rotas por ello.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y no digamos nada de la herencias, como rompen lazos...

      Saludos, Cayetano

      Eliminar
  2. Yo creo que propiamente no es amistad verdadera...

    hace años, trabajaba para la industria farmacéutica. No quería la dirección médica del laboratorio, porque si bien era más dinero, había que viajar mucho más de lo que ya lo hacía. Mi nombre sonó con relativa fuerza para el cargo. Uno de mis "amigos", que quería el cargo, comenzó una campaña de desprestigio de mi trabajo...Al final ni él ni yo...

    Los amigos son como la sangre, cuando te hieres, vienen sin ser llamados.

    Saludos Carolus

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las mejores puñaladas vienen de los mas cercanos, por ser la menos esperadas y los que mejor te conocen. Ya se dice que si alguno te ha de joder, de la familia ha de ser. Es otra forma en la que nos enseña la vida: con traiciones y desengaños.

      Saludos, Manuel

      Eliminar
  3. La amistad no sería tal si se tuvieran claritas las terribles miserias propias y ajenas, normalmente se empeña en plantarse en lo fácil. Bss y felices días.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Conocerse a uno mismo y no esperar demasiado de los demás, gran receta, emejota

      Saludos

      Eliminar